SOBRE EL GRAN BOLERO*

La oscuridad es masacrada por el ruido. Una lluvia de disparos. Un cuerpo que intuimos, los recibe, impávido. Quieto y a la vez permeable. Respira, no mires, respira, mira. Lo están acribillando de nada. Tranquila. Mientras la luz abre el espacio y los ojos comienzan a distinguir otras texturas en la penumbra, dos filas de […]