Retrato para Casa de Muñecas

La vida a pequeña escala.

Apreciar los detalles de una costura.

Hacer de un rincón un horizonte de posibilidades.

Basta un gesto, una mirada,

y el siguiente aliento se va con la nostalgia.

Así se vuelve a habitar el cielo,

ese, guardado en la memoria, de cuando todo era risa,

esperando otra vez su momento.

Hilvanar el tiempo, dotarle de un nuevo sentido.

Retrato de un silencio efímero.

Reflejo del tejido que vamos construyendo.

Con los pedazos de vida, con los retazos de encuentros,

con el hilo que te sostiene y salva.

Una y otra vez, como un parpadeo,

como la respiración

que siempre te acompaña.
Natalia Barraza – junio 2017 #espacioänima

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s